Según antiguas leyendas celtas, Tirnanog - La tierra de la eterna juventud,

es una isla mágica donde se puede ser feliz por siempre.


Creando Tirnanog es nuestro intento, casi como un susurro, de contar la vida de artesano.
De puntitas de pie, y sin pedir permiso, inventamos nuestro Tirnanog con lo que hacemos.




Comenzando a modelar

        Hoy en día existe gran variedad de materiales para modelado: porcelana fría, masilla epoxy para artesanos, pastas caseras de todo tipo (aserrín, sémola de maíz, etc), y arcilla polimérica.
Nosotros trabajamos con Porcelana Fría, y, aunque tiene algunas ventajas, también tiene unas cuantas desventajas.

Ventajas: es un poco más económica que la masilla, y bastante más económica que la arcilla polimérica (que es muy buena aquí en Argentina, por lo que cuesta conseguirla a un precio justificable). Es más duradera que la mayoría de las masas. Las caseras pueden llegar a pudrirse con el tiempo, y la masilla... bueno, todos sabemos lo que pasa cuando arreglamos algo en casa con masilla y pasa el tiempo.... se resquebraja! Es difícil que se rompa la pieza, a veces con un golpe puede llegar a separarse un pedazo, pero no se hace añicos como la masilla.

Desventajas: tarda más tiempo en secar, por lo que las piezas necesitan un orden de elaboración. Por ejemplo, un duende parado en masilla puede realizarse en un día, mientras que con la porcelana puede tardar mínimo una semana, ya que primero hay que dejar secar los pies, luego las piernas y así. Encoje cuando termina de secarse, lo que puede traer graves inconvenientes si no se tuvo en cuenta ese detalle, y lo que hace que se tarde aún más en terminar una pieza. Si no está en la condición justa, puede llegar a doblarse, resquebrajarse, caerse, etc.

Pero no se preocupen, con un par de truquitos se transforma en un juego de niños. Como les decimos a nuestros sobrinos: es como la plastilina, pero te dura para siempre!!!

Marcas
 Existen muchas marcas en el mercado, e incluso hay miles de recetas super sencillas para realizar la masa de forma casera. Cada marca en sí ofrece una utilidad distintiva, explicada en los paquetes: para hacer flores, para piezas finas, etc. Por el momento,  nosotros utilizamos la porcelana Nicron, pero es cuestión de gustos y de épocas. Hay que decir que la Nicron es mucho más blanda que otras marcas, por lo que si vas a hacer figuras muy finas, es mejor que optes por otras para que no encoja tanto al secar.  Pero también, existen otras marcas que dan un acabado que nosotros llamamos más naif, por ahí muy bonito para hadas pero no tanto para duendes, en donde los colores permanecen más fluo.
 
Colores
        Vienen paquetes de algunas marcas en donde la porcelana ya está coloreada, pero son más caros y más pequeños, por lo que recomendamos teñir la porcelana con un poco de pintura acrílica. También podés usar oleos, témperas o tintura vegetal (la de las tortas), todo es cuestión de probar y ver la diferencia de las texturas. Con unas gotitas basta! Tené en cuenta que, una vez seca, el color de la masa se va a oscurecer. No te olvides de envolver la masa de porcelana teñida en papel film para que no le entre aire y se te seque antes de tiempo! Nosotros, además, guardamos todos los bollitos teñidos dentro de un taper. Y si no te animás, siempre podés pintar después la pieza. Eso sí, no pasarse de los bordes es más complicado, pero el acabado es mucho más realista.


Materiales necesarios
 Obviamente, un paquete de porcelana fría! Y el resto... muuuuchaaaa imaginación!!!!
En el mercado hay de todo: estecas para marcar, moldes de caras, manos, pies, torsos, flores, mariposas, lo que quieran!, rodillos, eyectores para cabello, etc, etc, etc.
  Pero, cuando nosotros empezamos (y por unos cuantosss años), no usamos más que el ingenio! No digo que no vengan bien, pero la idea de modelar es que las caras sean de uno y no todas igualitas, y que uno pueda jugar con el cabello de un ser mágico, y que algunas marcas, como ladrillos o piedras, se vean realmente artesanales. Porque convengamos que, en lo artesanal, no hay moldes que lo hagan verse mejor! Así que te recomiendo que al principio intentes encontrar en tu casa objetos que te puedan servir: escarbadientes para marcar narices y ojos, tenedores para darle estilo al cabello o la ropa, etc.

Aunque hay algunos objetos que son indispensables:
- una tijera de punta, para cortar dedos, ropa, cabellos.
- alambre galvanizado, del grosor que elijas según lo que vayas a hacer. Para hacer duendes articulados, o bien para darle una base a algún personaje y asegurarte que tenga estabilidad.
- bolas de telgopor, es preferible que tengas una de cada tamaño a decirte qué tamaño te convenga. Para hacer cabezas, panzas, hongos, o darle una base a cualquier objeto o parte de objeto que tenga un tamaño lo suficientemente grande como para no querer gastar tanta masa y asegurarte que seque más rápido. También podés conseguir tubos de telgopor para hacer los cuerpos, bases de árboles o hóngos. Y recordá que no necesariamente tenés que dejar la bola en redondo, si le rebanás un pedazo de frente, la cara va a quedarte más real y no tan redondeada.
 - cualquier cosa para darle vida a tus seres! Telas para vestirlos, o hacerles un gorro, todas las que encuentres, cualquier retazo viene bien. Pieles para usar de cabello o hacerles un chaleco (siempre sintéticas, no te olvides que los duendes protegen la naturaleza y detestan que se dañen animales sólo por estética). Ojos, que podés conseguir en casas de armado de muñecos, o también utilizar canutillos o pintarlos. Palos para bastones, piñas, semillas, vasijas, cualquier objeto que le de vida y convierta a tu duende en un ser distintivo. Plumas, o tul, o acetato (incluso el papel de radiografías sirve) para hacer alas a las hadas. Canutillos, mostacillas, gibré, brillantina, o hasta ya vienen plasticolas con brillitos, para darle un toque mágico a tus creaciones femeninas, decorar vestidos, cabellos, o ambientes. Rodajas de madera, tronquitos, o cualquier cosa en el que quieras colocar tu ser mágico, para decorar habitaciones, o hasta darle gracia a algún objeto aburrido que tengas en tu casa (cajas, portarretratos, cajones, lámparas). Siempre es más fácil hacer un duende o un hada si contás con una base!

 
Empezar a trabajar


Recordatorio: siempre tené la porcelana que no estés usando bien tapada, y sacá sólo lo necesario. Y no te olvides que hasta que no seque, la porcelana se pega. Trabajá sobre una mesa de madera, y apoyá los objetos en algún material que no adhiera, como rodajas de madera (cuanto más rústicas mejor) o goma eva.
        Bueno, ya no te aburro más con tanta técnica. Ahora sí: manos a la obra!!!
Primero tené muy en mente qué vas a hacer. Si podés tener alguna foto a mano de lo que quieras, mejor. Y, aunque aburra, el primer trabajo es mental (después con el tiempo tu cabeza aprende a hacerlo solo). Dividí mentalmente la pieza en todas las partes que la componen. Por ejemplo, si es un duende vas a encontrar: pies o zapatos, piernas, torso, brazos, manos, cuello, cabeza, orejas, cabello, gorro. Y tené en cuenta que esas son todas las piezas que vas a necesitar y en ese orden. Y no te olvides que la porcelana tarda en secar, así que buscá los puntos de apoyo para realizarlo por partes. Si el duende está parado primero vas a hacer pies y piernas, y a tener paciencia en agregarle el cuerpo hasta el otro día. Y si está sentado, pies, piernas y tronco, y vas a esperar hasta el otro día
en agregarle los brazos y la cabeza. 

        No sé qué vas a hacer, pero todo puede reducirse a dos formas básicas: una bola, o un gusanito. Sí, vas a sentir que volviste otra vez al jardín (y eso es tan lindo!).
Forma de bola: sacás los pies o zapatos si la convertís en un cono y luego la achatás a tu gusto. Hacés las manos aplastándolas. La base de la cara. Un hongo. Etc.
Forma de gusanito: para las piernas y los brazos. Para el cuerpo si el gusanito es más gordo. Las polleras, los cabellos, las remeras.

        Probá lo que quieras, aplastá, alargá, estirá, enrulá! Aunque cada pieza tarde aproximadamente 48 horas en secar definitivamente, tenés alrededor de 15 minutos para trabajarla sin problemas (ya que si se empieza a poner dura vas a ver que se agrieta). Pero 15 minutos con una bolita es bastante tiempo! Igualmente, si ves que te cuesta más trabajarla, humedecete un poquito los dedos y volvé a amasarla. Y ya tenés otros 15 minutos más!!!

Cómo unirla: el componente principal de la porcelana fría es la cola de pegar. Así que, la mejor manera de unir pieza por pieza es con cola, la del colegio, pero fijate que sea una buena marca. Además, para algunas piezas en donde la base tiene poco apoyo, agregale un trocito de escarbadientes. Por ejemplo con las cabezas para unirlas al torso: cuando hagas el cuerpo le agregas un palito y listo. Cuando está seco podés pegar la cabeza sabiendo que no se te va a despegar más!
        El resto... sólo imaginación! Todo lo artesanal es único, y nadie puede decir que algo sea lindo o feo, porque así es el arte: personal! De la misma manera que nadie puede decir que un duende no es cómo lo hiciste, o que un hada debería ser de tal o cual manera.
        Por eso, la mejor manera de trabajar es una mezcla de un poquito de muchas cosas: confianza, ganas, imaginación... y mucha pasión!!!

Que lo disfrutes!


Mascaras

Pequeña intro para explicar el por qué de este tutorial de máscaras venecianas en cartapesta:


Hace dos meses nos casamos, como ya sabrán muchos. Y, como además de ser artesanos, queríamos hacer algo distinto, personal, y de paso economizar costos lo más posible, se nos ocurrió entregar, como cotillón, máscaras realizadas por nosotros.
De esta manera, cada invitado a nuestro gran día, iba a poder llevarse algo pensado específicamente para él, hecho por nuestras manos y con todo el amor del mundo (y muuuchooooo tiempo de dedicación!).

Ahora sí, vamos a lo importante: cómo hacerlas!!!... o, por lo menos, cómo las hicimos nosotros.


1) Comprar máscaras base, las más baratas que encuentren, en un cotillón. Fijarse que por ahí hay dos tamaños (hombre y mujer). O sino, asegurarse que la forma sirva para los dos tipos de rostro. Los hombres tienen rostro más grande y, si usamos como molde máscaras sólo de mujer, va a sentirse muy incómoda. Nosotros las conseguimos (hace ya un año) a $6 cada una. Tener en cuenta que van a ser nuestra base, cuántas más máscaras compremos, más cantidad vamos a poder hacer por tanda.

2) Cortar pedazos de papel de diario (tiene que ser con la mano). E ir colocándolos sobre la máscara, pincelando encima con algún material que sirva como pegamento. Yo usé engrudo (harina común y agua), si es así, asegúrense de colocarle un chorrito de vinagre para que, si tarda el secado, no les largue olor a podrido. Sino, también pueden hacerlo con plasticola o cola de carpintero diluída. Regla básica de la cartapesta: no dejar huecos, cada papelito tiene que encimar un poco sobre el otro. Para muchos esto resultará redundante, pero nunca está de más volver a repetirlo.



3) Una vez cubierta toda la máscara, dejar secar. No tarda tanto (salvo que haya mucha humedad, cosa que acá en Buenos Aires suele ser constante). Por día se pueden llegar a dar 2 o 3 manos a cada una.

4) Cuando está seca una mano, volver a repetir el procedimiento de papel y pegamento. En nuestras prácticas, nos resultó muy bien con 3 capas. Con menos se hace muy blandita, y con más se hace tan rígida que no se amolda bien al rostro.

5) Levantar la máscara que hicieron de la base (a mi no se me pegó para nada, pero si tienen miedo pueden ponerle film antes de empezar). Recortarle los bordes con la forma que quieran, marcar los agujeros de los ojos con un cuter. Fijarse que los hombres y las mujeres tienen, por lo general, los ojos a distintas alturas. Cortar el agujero un poco más grande para asegurarse que a todos nuestros invitados les quede bien. En nuestro caso en particular, las máscaras base tenían agujeros muy pequeñitos, por lo que tuvimos que agrandarlos bastante.

6) Este paso es a gusto, pero a mi entender le da una mejor prolijidad. Hacer una última mano de papel y engrudo o pegamento, pero esta vez con papel higiénico o rollo de cocina (el más barato que consigan!). De adentro y de afuera. Y es super importante que recubran los bordes, es decir, colocar medio trozo de papel de frente y darlo vuelta hacia atrás. Así no se notan las capas de papel y parece todo una misma cosa. Si no quieren trabajar tanto, y gastar unos pesos más, pueden colocarle en el borde cualquier tipo de cinta de pasamanería (se compran en mercerías) para darle buena terminación en los bordes.



7) Ahora viene lo divertido: PINTARLAS! De adentro nosotros preferimos hacerlas negras, para que no moleste la visión cuando las tenés puestas. Y pintarlas de afuera. Usamos acrílicos, y tomamos los dos colores de nuestra ambientación para hacer todas las máscaras, y la temática de tréboles y mariposas. Las de mujer fueron naranjas y las de hombre verdes.



8) Decorarlas, si quieren! Usamos pintura en 3D (se compra en cualquier librería) plateada y dorada. También hay de colores. O plasticola con gibré. O brillantina. Pegarles brillitos, strass, medias perlitas, flores de tela, tul, plumas, espejitos... Todo lo que se les ocurra.


9) Colocarles lo que van a usar para atarlas. Nosotros usamos cinta, pegada con pistola encoladora del lado de adentro, y repintada esa parte de negro para que no se note. También pueden pegarla con pegamento universal (tipo poxiran, unipox, etc.) y ponerle un broche hasta que seque. Pueden usar elástico, o simplemente un palito para que se sostenga con la mano como eran las traidicionales máscaras venecianas.

10) Nosotros le dimos una mano de plasticola, sin diluir, de adentro y de afuera, para asegurarnos que con la transpiración, la pintura no manche. Y, además, les dio un brillo genial! Si quieren invertir unos pesos más, y no perder tanto tiempo, sería genial usar laca en aerosol. Darle especial atención a los bordes de cinta que se pegaron del lado de adentro, así aseguramos que no se afloje.

11) El paso más importante: a bailar y festejar toda la noche!!!!!

Y que estas fotos sólo sirvan para que tu imaginación no tenga límites! 






Boda civil y decó

Pasó mucho tiempo, pero más aún: pasaron muchas cosas!!!

Ya hace dos meses marido y mujer (y después de 10 años de amor), luego de los arduos preparativos, la luna de miel, reestructurar nuestras webs, quemada de notebook mediante, y esta vez quemada DEFINITIVA... de hecho, les escribo desde una a cuerda que todavía conservo por nostalgia y que nos viene salvando en más de un problema...

Acá estamos! Más renovados, enamorados y creativos que nunca!!!

Los felizmente casados me entenderán. Y los que tienen la suerte de ser artesanos... más aún!
Cuando uno se casa con su otra mitad, y los dos son artesanos, y los dos comparten la pasión y la magia por  los seres pequeñitos, y los dos pasan juntos año y medio alternando entre trabajo y preparativos manuales... volver de eso, y saber aún más unidos que nunca, es un renacer espectacular!
Vamos a los hechos. Y a mostrarles un poquito porque de eso se trata, y yo sé que es lindo "chusmear".


Nuestra temática fueron los tréboles y las mariposas, y los colores verdes y naranjas. Tréboles porque representa a nuestros amados duendes, traen buena fortuna, son verdes que es nuestro color favorito y lo asociamos al novio. Mariposas porque son las mensajeras de las hadas, representan la libertad por el vuelo, y la más famosa es la monarca, que es naranja, y asociamos las mariposas a la novia. Así, juntamos todas aquellas cosas que más nos identifican y los colores que a los dos individualmente más nos atraen, en darle una sentido de unidad a nuestro gran día.

Para nuestro casamiento civil preparamos conitos de papel, verdes y blancos y naranjas y blancos. Todos con formita de trébol en el cierre y nuestra etiqueta con el logo (y nuestras iniciales).

Pero, como todo el civil lo pensamos reutilizando nuestro papel, desde las flores de los centros de mesa, hasta justamente los conitos, y como no queríamos desperdiciar comida haciendo que nos tiren arroz, llenamos los conos con mariposas y tréboles de restos de papeles de nuestras artesanias:


Para el festejo post civil, en casa familiar, preparamos muchas lindas y ricas cositas. Toda la mesa dulce fue hecha por nosotros. Y la decoración absolutamente de todo, incluídos nuestros muñequitos "civiles" de la torta. Como no podía ser de otra manera, una pareja de duendes irlandeses sosteniendo la libreta!


Y armamos guirnaldas de papel, cosidas con cinta, con nuestros colores, para darles un toque personal a las mesas. Así, sobre cualquier mantel blanco que nunca falta en ninguna casa, ese día tuvo nuestra firma!

Preparamos flores de papeles reciclados con ramitas de árboles caídos recolectados en la poda barrial pre otoño. Un montón de ramas esparcidas en varios vasos y jarrones de vidrio le dieron un toque "floral" a la casa sin grandes gastos y manteniendo la estética ecológica que tan bien nos hace sentir. 

Agregamos algunos detallecitos personales para darle un poco de color. Hasta armamos pajitas para las bebidas, con tréboles y mariposas en cartulina metalizada. 


Y, por último, cocinamos muchas cosas ricas con nuestra estética. Muffins de dulce de leche con tréboles, cuadraditos de limón con mariposas, cookies con nuestras iniciales, alfajorcitos de tapas de trébol verde, brownies con mini trebolitos y nuez, y tortas con merengue verde!

El civil fue muy emotivo, super entretido de organizar y preparar, y nos divertimos como locos en el festejo post "trámite". Y, por sobre todas las cosas, fue bien nuestro, y de esa manera lo sentimos bien único!


Verano de proyectos

Hola gente linda!
Tuvimos un tiempo largo sin aparecer, pero no sin crear!
Los noviembres y diciembres siempre resultan ser un caos. Para todos. Pero todavía más para los negocios de temporada que requieren de nuestras cositas a último momento.
Envolviendo último pedido entregado.

Este verano, después de 6 años de hacer temporada en la costa, nos quedamos en Buenos Aires. La causa principal es un dueño de un gazebo no muy amable, ni con ganas de que la gente trabaje, idee, haga y venda sus cosas. Lamentablemente uno siempre termina descubriendo que existe gente con principios distintos a los nuestros. No vamos a entrar en detalles porque la idea de este blog es llenarnos de magia. Y así estamos nosotros. Rebosantes!
Así que estos inconvenientes nos hicieron poder aprovechar este verano "distinto" para ponernos al día con muchas cosas que no se llevaban bien con el poco tiempo que siempre nos queda. Además de descubrir que, por suerte, nuestros clientes son la clase de persona con la que nos gusta compartir la vida. Y, como no nos gusta hacernos malasangre por la gente que no lo merece, preferimos dedicarnos a las dulces personitas que siguen creyendo en nosotros y con quienes la palabra tiene mucho valor!

Ahora sí, introducción aparte, les contamos:
Armando los productos
para las canastas del baño.

- A menos de cuatro meses de nuestro casamiento, las tareas manuales se nos multiplicaron por miles!!!!!!! Diseño e impresión de invitaciones. La ambientación, íntegra!!! El ramo, el tocado, la bijou de la novia. Los souvenirs, lógico ;) El libro de firmas. Los videos. Los muñequitos de la torta. Y hasta el cotillón!!! Nuestro casamiento será artesanal, económico, único, original... pero nos está dando un trabajo!!!!!!!
Frascos que recolectamos
 para reciclar en nuestra decoración.
Patinando las hojas de
nuestro libro de firmas.



- Renovando nuestras webs. Año nuevo, fotos nuevas! De a poquito y con mucho esfuerzo, todos nuestros duendes, hadas y atrapasueños están renovando sus fotos en un fondo mágico que pintamos para la ocasión. (Esto es un secreto, pero nuestro fondo mágico está en la puerta de nuestro taller!).


- Fiestas artesanales y en familia. Nuestro arbolito se llenó de duendes. Y preparamos unas decoradas cookies para compartir con familiares, amigos y vecinos. A pesar del horno encendido con los 50 grados del 24 de diciembre, valió la pena poder darles a todos algo hecho con mucho amor!
Nuestro arbolito lleno de duendes y hadas.
Cookies decoradas en envoltorio
 individual para regalar.



El cartel para nuestra 10 sobrina! 

- En otro orden de cosas, nació nuestra décima sobrina. Sí! Diez sobrinos!!!!!!! Y nació justito el 31 de diciembre... modelo viejo... Su puerta en la clínica se decoró con un hermoso cartel con su nombre y un hadita, que hicimos especialmente para ella. Así Lucía ya sabe lo que va a encontrar en esta vida desde chiquitita!!!



Palliet reciclado
- Nos agarró por el reciclado. Así que intentamos que nuestra terraza tenga la mayor cantidad posible de objetos "exóticos". Empezamos con un palliet que lijamos y laqueamos para soportar la intemperie, le colocamos rueditas y nuestras macetas encima. Ahora vamos por el segundo palliet! Y, justo el 24 a la noche, en nuestra costumbre de vuelta manzana con 8 de nuestros sobrinos, para darle tiempo a un Papá Noel un poco tímido de tirar los regalos desde su trineo hasta el jardín de mis padres... al ladito del cordón de la vereda, encontré una maravillosa bobina de cable que vengo buscando desde hace tiempo! Como un regalo caído del cielo!
Poniéndole rueditas a nuestra nueva mesa.
Ahora estamos armando una mesita ratona. Todavía está en proceso, pero ya la imaginamos con unos lindos tréboles pintados... veremos.


Gracias por tenernos paciencia y, sobre todo, por acompañarnos!!!!